viernes, 22 de octubre de 2010

Otoño maldito

Despacio y casi a traición
me robas noches de estrellas,
cálidas, largas, serenas,
con sabor a mar y ron.

El frío soplo de tu viento
se lleva consigo el perfume
de azahar, aroma dulce,
y deja tras de sí el lamento

de árboles que, en su belleza,
lucían ayer verde capa
y hoy, seca hojarasca,
crujen, bajo mis pies, tristeza.

La lluvia es llanto del cielo
al que alzan suplicantes ramas
que, como en plegaria, claman
en su desnudez, consuelo.

Temblorosas, a tu paso,
silencian su canto las aves
porque, como yo, bien saben
que tu presencia es ocaso.

Presagio en el aire y en mí
un invierno ya cercano,
mientras mi sol de verano
apagas con tu manto gris.

Eres fin de claros días,
bordados de luz y colores…
No me gustas porque escondes
tras de ti, melancolía.

Reavivas con tu presencia
pérdidas irreparables,
cual mensajero implacable
de rupturas y ausencias.

No esperes, pues, que te cante
como hacen tantos poetas
ni que mis humildes letras
te hilvanen versos brillantes.

Supongo que estaba escrito
el no llegar a querernos…
Entre primavera e invierno
sobras tú, otoño maldito.
Safe Creative #1010247665121

42 comentarios:

don vito dijo...

Hola Núria,tus palabras erizan mi piel, mi alma se impregna de tú talento, muchas gracias, pasa buena tarde,besos.

Núria dijo...

Hola, Don Vito! Me alegro de haberte podido transmitir esas sensaciones...
Gracias por acercarte a mi rinconcito virtual!
Un abrazo!
Núria

Taty Cascada dijo...

Querida amiga:
No tan sólo compartimos el gusto por las letras, una agradable copa de vino, el olor del mar, si no que también amamos la primavera y el estío. No es que el nostágico otoño no tenga sus pinceladas interesantes, las tiene, me gusta observar esas hojas cobrizas amarillentas, con tintes anaranjados. De lo que huimos, son de los días grises que instalan en nuestra retina, nubes oscuras y densas, que nos traen recuerdos amargos y duros, sin lugar a dudas eso nos altera las venas.
Un beso.

Mª Rosa dijo...

Qué bien lo describes, eso es lo que me pasa a mi cuando llega esta época del año, me entristezco y el invierno ya ni te cuento, el sol es vida para mi. Como siempre ha sido un verdadero placer leerte y más compartir todo lo que dices en la poesía.

Un abrazo grandísimo
Mª Rosa

Núria dijo...

Mi querida Tatiana, es cierto que tiene sus pinceladas interesantes pero, amiga, pesan mucho los malos recuerdos que el otoño me trae...
Contra eso no puedo luchar. Simplemente lo acepto como algo inevitable...nada más.
Te mando todos mis cariñitos, otoñales...jajajaja...pero cariñitos siempre!
Núria

Núria dijo...

Querida Mª Rosa, si a tí te sucede lo mismo, comprenderás perfectamente de qué hablo...hay que pasarlo, es inevitable, pero nunca me gustará el otoño...
Gracias, guapísima, por ser cómplice de mis palabras!
Un abrazo enorme!
Núria

Carmela dijo...

"Eres fin de claros días
bordados de luz y colores...
No me gustas porque escondes
tras de tí, melancolía."

Todo el poema genera una profunda gama de sentimientos.
Pero esta estrofa desgrana la esencia del otoño , como estación ... y como parte inevitable de la vida: la melancolía...

Es cierto , además , que " reaviva con su presencia pérdidas irreparables... cual mensajero implacable de rupturas y de ausencias..."
Emotivo y profundo.Me conmueve pues ... a pesar de que como dice Neruda " la primavera es inexorable " ... siempre retornan ... los recuerdos agridulces que marcan nuestro existir y forman parte del otoño ... de las hojas marchitas que aún sin perder su belleza especial ... generan nostalgia y sabor a ausencia.

Te dejo una cita de Lope de Vega :
"En los campos de la vida
no hay más que una sola primavera."

Gracias , amiga por este derroche de creatividad y sentimiento!!!
La buena poesía es la que sacude las fibras más hondas.
Abrazos!!!

Ángel dijo...

Amiga Nuria, narras de una manera sutil, los nostálgicos, melancólicos o simplemente malos recuerdos que te trae ésta estación del año...

Y eso se puede observar, por la manera en la que haces referencia a elementos de la naturaleza, típicamente melancólicos etc...

Pasa un buen fin de semana.

Bikiños. Ángel.

Ashia dijo...

Núria, me has hecho sentir totalmente lo leído, es lo que siento ante el otoño.

Reavivas con tu presencia
perdidas irreparables,
cual mensajero implacable
de rupturas y ausencias.

Me ha extremecido, he sentido y te lo pongo muy en serio toda una hojarasca de otoño en mi piel.

Enohorabuena, es precioso.
Un besazo
Ashia

PRINTOVA dijo...

Ami me gusta poco, pero ati te gusta mucho menos Núria, se nota y mucho. Aunque sinceramente me gusta menos el invierno, tengo peores recuerdos y mira que me casé en pleno invierno, pero no lo trago y no lo trago, donde esté el calor del verano que se quite todo.

Me ha gustado mucho tu poema, tratabas de decir lo pésimo que es para ti y lo has logrado con creces.

Un besote enorme amiga.

Núria dijo...

Amiga Carmela, para mí es inevitable asociar el otoño con pérdidas y rupturas en mi vida...El Destino queiso que así fuera y contra eso no se puede luchar, peo evidentemente cada nuevo otño me recuerda de forma dolorsa esas pérdidas...
Gracias, amiga, por esa acertadísima cita de Lope de Vega y por compartir conmigo mis sentimientos...
Y, como siempre, mil gracias por acercarte a mi rinconcito, que es un placer compartir contigo!
Un abrazo enorme, amiga!
Núria

Núria dijo...

Amigo Angel, los malos recuerdos solo pueden evocarme la parte más triste del otoño...Es inevitable, me sucede cada año...
Gracias por venir a visitarme, amigo. Ya sabes que me alegra mucho el tenerte aquí!
Un abrazo!
Núria

Núria dijo...

Querida Ashia, yo siento esa hojarasce en le corazón, cada año en esta época...
Gracias por compartir conmigo este sentimiento...como veo, tampoco es estación de tu agrado, verdad?
Y mil gracias por acompañarme en mi nostalgia, guapísima!
Un abrazo de esos de osa mayor!
Núria

Núria dijo...

Querida Printova, pues sí...es evidente que no me gusta en absoluto! Tampoco el invierno, pero pero al menos no me trae tristes recuerdos como el otoño...
Por lo que vero, tú también eres de las mías...de verano y mucho calor!
Gracias, amiga1, por compartir este nostálgico sentimiento conmigo!
Te mando un besazo enorme!
Núria

PRINTOVA dijo...

Te invito a mi nuevo blog de premios que he inaugurado hoy, ya que no me cabían en el del grito y me encantaría que recogieras el premio que hay.
http://printova.blogspot.com/
Un besote muy fuerte.

Mª Pilar dijo...

Hablas del Otoño como si en esta estación te hubiesen pasado todas las desgracias.
Míralo de otra forma, piensa que es un descanso que se toma el guerrero para que despues de unos frios de invierno, renazca con todo su explendor la Primavera.
Piensa que añgunas cosas, tienen que dejar paso a otras, para que renazcan con nuevos brios.
Quizás es que a mi, si me gusta el Otoño.

Un beso guapa

Pilar

Núria dijo...

Amiga Printova, ahora mismo me paso por ese recién inaugurado blog y me llevo, con todo mi cariño, el premio...
Gracias, amiga!
Un abrazo enorme!
Núria

Núria dijo...

Mª PIlar, como se nota que te gusta el otoño, pues ves de él lo hermoso que de seguro tiene...Yo, sin embargo, solo puedo verle el lado triste porque he tenido la triste coincidencia de que algunas pérdidas y rupturas sucedieran en otoño...
No puedo hacerle más...no me gusta...
Me alegro de que a tí sí, pues esto significa que ahora lo estarás disfrutando y me alegro por ello!
Un abrazo enorme, guapísima!
Núria

Abedul dijo...

Veras, Nuria , todas las estaciones del año tienen su mision y mensaje, tu percepción del otoño está bellamente expresada...y trasmites
unos sentimientos que rezuman verdad,
pero, como seria el transito de verano a invierno???? brusco, duro , imsoportable!!!!! para mi el otoño es tiempo de reflexion, de preparacion para recibir las durezas del invierno!! Sus tardes en la intimidad del hogar hace recordar los dias maravillosos del verano y tiene la magia de preparar la tierra y fecundarla para que la primavera
lejana brote en todo su explendor...
entiendo perfectamente que no te guste
pero al menos aceptala como complemento en el ciclo de la vida
y sobre todo cuando amanezca un dia otoñal de suaves rayitos de sol reconciliate asi el recuerdo y el dolor, pienso , se mitigará...
te lo digo de corazon el otoño es una estación necesaria!!!!!
Porfi no lo tomes como un sermon
simplemente es una opinión...
Besukis de colores . Begoña

Núria dijo...

Mi querida Begoña, pero como voy a tomarme como un sermón todo cuanto me dices??? Es todo cuanto te inspira el otoño, y es bello. Yo también percibo eso que me describes pero me resulta inevitalbe asociar esa estación con pérdidas y esto, todavía, me pesa más y hace que se enturbie, para mí, todo cuanto de bonito puede tener el otoño, que no lo niego...
Intentaré poner en práctica tus consejos, de reconciliarme con esta estación del año que tan poco me gusta....Ya ves...al igual tu "sermón" no cae en saco roto...:)
Gracias por tus palabras, amiga! Disfruta de este otoño que ahora, para tí, está en su esplendor!
Un gran abrazo!
Núria

Jairo Andres Loaiza-Espinoza dijo...

Nuria Querida.

Entiendo tu metafora, entiendo de aquel amor que le llega su otoño y muere.... si mas, aceptando el ciclo, aceptando el destino....

Pero sabes como caminante que vive conquistando sueños y en cusca de su princesa verdadera... creo que cuando existe un amor verdadero, no existe otoño que pueda con ellos, no existe destino que no lo puedan cambiar....

Te envio un abrazo y mis deseos que tengas una linda semana amiga mia...

Se te quiere por estas tierras....

JALE

Núria dijo...

Querido Jairo, has captado a la perfección la metáfora, pero no solo hablo en metáfora, sino también atendiendo a hechos concretos, a tristes casualidades que todas han coincidido en otoño...
Los recuerdos, simplemente, están ahí...
Gracias, amigo mío, por tu siempre entrañable visita y tus palabras. Ya sabes que por aquí también se te quiere...
Un abrazo!
Núria

Ricardo Miñana dijo...

Cuando llega el otoño a veces nos llena de melancolia y tristeza.
un placer pasar a leerte.
que tengas una bonita semana.
un abrazo.

Núria dijo...

Amigo Ricardo, sempre es un placer para mí el recibir tu visita!
Envuelta de melancolía, te deseo también una feliz semana!
Un abrazo,
Núria

El Reino de Camelot dijo...

Te esperamos en nuestro nuevo rinconcito...

Un fuerte beso!!

♥El Reino de Camelot♥

Núria dijo...

Amigos del Reino de Camelot, muchas gracias por haberos acercado a mi rinconcito virtual, que ahora es también el vuestro!
Encantada voy a acercarme al vuestro!
Un abrazo!
Núria

Luna Negra dijo...

Querida Núria, que bonitos versos te han salido hacia el otoño, el cual no merece que le llames maldito, el otoño también es bello, a mi me encanta aunque me pone triste también perdí muchas cosas en esta estación maravillosa y algo bruja, la caida de las hojas
y el sol ya más tranquilo me llena el alma d euna paz increible.
Feliz día y perdona mis letras

Núria dijo...

Querida Luna Negra, no tengo nada que perdonar, guapa! Me encanta ver que, a pesar de malos recuerdos, tú eres capaz de disfrutar de lo bello de esta estación.
Yo no puedo, y así lo expreso en lo que he escrito. pero es bonito contrastar opiniones y poderse expresar libremente.
Gracias, amiga, por tus letras que en ningun momento me han molestado, sino todo lo contrario. Te las agradezco, así como tu vista!
Un besazo!
Núria

LauraHerbst dijo...

Creo fue hace dos días, cuando al fin me di por vencida. El otoño sonrió maliciosamente cuando me vió con cazadora.
- lo conseguí - debió pensar, al verme embotados los pies.

Lo único que no soporto es el frío, la habitación que ne verano es reconfortante, se vuelve una nevera sin graduación posible, y me escondo bajo varios edredones.
Los dedos de las manos se congelan cuando escribo, a pesar de la acción casi a contrarreloj de este tecleado vigoroso. Me he perdido un año durmiendo, a ver si el frío no congela mi cerebro de nuevo y celebro este aniversario bien alerta.
Un besoT ;-)

Núria dijo...

Pues sí, niña...también el frío se ha aliado contra mí y, como siempre, me ha dejado KO...
Dale, dale a esos congelados dedos hasta que saquen humo. Tu cerebro, guapa, imposible de congelas, que yo sé que es un hervidero...:)
Por cierto....qué alegrón verte por aquí!!
Otro besote, guapísima!
Núria

mia dijo...

Bonita entrada nuria,
me gusto mucho,escribes muy lindo,
un besote mia.

Núria dijo...

Gracias Mia, por tu visita y tus palabras. Me alegro de que te haya gustado!
Un gran abrazo!
Núria

Ricardo Miñana dijo...

Que disfrutes el puente.
un abrazo.

Núria dijo...

Amigo Ricardo, muchas gracias!
Te deseo lo mismo!
Un abrazo,
Núria

don vito dijo...

Hola Núria, es un deleite venir a tu casa y acunarse entre tus eltras, muchas gracias, buen domingo, besos.

Núria dijo...

Gracias a tí, Don Vito, por abrirme las puertas de la tuya, llena de poesía y sentimientos!
Feliz domingo para tí también!
Un abrazo,
Núria

Gustavo Figueroa V. dijo...

Hola Núria:

Su poema me ha enfriado la piel y encogido el alma; en la medida que lo iba leyendo sentía que las hojas verdes de mi eterna primavera se iban marchitando y mi habitual alegría se revestía de una pátina de tristeza. Tú poema es como ese Otoño de Vivaldi que al escucharlo siente uno que inexorablemente se acerca el frío, álgido y aterrador.
Lindo poema!!!
Un saludo muy especial para ti.

Núria dijo...

Hola Ricardo! Gracias por acercarte a mi blog! Se bienvenido!
Las puertas de mi casita virtual están de par en par abiertas para tí!
Lamento que mi poema haya despertado esas tristes sensaciones en tí...
El otoño ha sido siempre para mí época de pérdidas y rupturas y no puedo evitar recordarlas cuando se acerca esta estación...
Espero hayas recobrado tu habitual alegría tras leerme, pues la vida es bella, siempre, y a pesar de sus claroscuros...
Gracias por estar aquí y por tus palabras!
PD: A pesar del otoño, "Las cuatro estaciones" de Vivaldi, me encanta!
Un abrazo!
Núria

Carmela dijo...

Si. Tienes razón.
Me quedé pensando en el comentario que hiciste...
A mi también el otoño me genera nostalgia de los seres ausentes.
Es una sensación recurrente.
Con la caída de la hoja los recuerdos de los que se han ido parecen presentarse con mayor asiduidad.
Qué suerte que no me pasa sólo a mi.
Las pérdidas están asumidas e internalizadas ... pero siguen doliendo.
Besos.

Núria dijo...

Querida Carmela, es cierto que el otoño, con todo su simbolismo, nos trae con más fuerza a la memoria la ausencia de los sres queridos...
En mi caso, además, se da la triste coincidencia de que esas pérdidas han coincidido siempre en un mismo mes de otoño...Noviembre.
Veo que tu también compartes esa sensación de tristeza y melancolía que genera el otoño, la menos en mí.
Pero, amiga, como decimos por aquí...ya vendrá el verano!! :)
Gracias, guápísima, por visitar mi casita virtual, que ya sabes es también la tuya.
Un gran abrazo!
Núria

Carmela dijo...

Si.Amiga de mi corazón.
Coincidimos.
Los seres amados de mi vida partieron en otoño.
Por éso para mi ( creo que para tí también) es la estación de la nostalgia y de una leve melancolía porque las fechas nos marcan las ausencias.Y atizan recuerdos...
Hay que quedarse con los buenos.
Abrazos de OSO!!!!

Núria dijo...

Triste casualidad la nuestra, amiga Carmela...
Sí, hay que conseguir que los buenos recuerdos prevalezcan sobre los malos, sin dejar de recordar a quienes nos dejaron...
Un gran abrazo, amiga!
Núria